La debacle de Williams en Australia.

El equipo Williams F1 tuvo durante el viernes australiano mostró sus carencias cuando tras el despiste y choque de Alex Albon se supo que el equipo de Grove no disponía de un chasis de remplazo para reconstruir el auto del tailandés-británico.

Uno de las apuestas del otrora lider e innovador equipo fue no tener un chasis de remplazo para las primeras carreras, confiando en que no tendrían un accidente de estas características. El bajo presupuesto explica que todo no se puede y dejar para último momento lo que es menos probable que se utilice tiene todo el sentido del mundo, pero a todos los problemas ya conocidos del equipo se le sumó la mala fortuna de un accidente con características especiales. Generalmente cuando hay un golpe los daños no llegan al chasis; se suelen romper las parrillas de suspensión, los pontones, las cajas de cambio, los fondos planos, pero pocas veces el daño es tan severo como para tener que hacer prácticamente el auto desde cero.

Alex Albon estrelló su monoplaza contra el muro del circuito de Albert Park (Melbourne, Australia) durante la práctica libre número uno iniciando una bandera roja que fue necesaria para limpiar de piezas y restos del vehículo. Pocos minutos después ya se iniciaba el rumor que no tendrían forma de reparar los daños por la carencia de refacciones. Conocida esta situación se sugirió que el Director del equipo, James Volwes, se vería en la obligación de decidir si ordenaba que los mecánicos prepararan el auto del norteamericano Logan Sargeant para que en su lugar continuara la fecha Albon.

Pasaron unas horas y la orden llegó; Logan Sargeant deberá ver desde el muro como su compañero de equipo continúa participando con su Williams.

La cosa no es sencilla, ya que se debe sustituir todos los elementos de Sargeant (unidad de potencia, MGU-H, MGU-K, turbo, caja de cambios, etc) para colocar unos precintados para Albon. Aunque es cierto que casi todos -o todos- estos elementos debían ser sustituidos de todas formas por haberse dañado durante el impacto contra el muro.

Logan Sargeant y Alex Albon tienen rendimientos absolutamente distintos y el equipo necesita desesperadamente sumar unidades para el campeonato de constructores porque a fin de temporada eso determina un ingreso económico vital para Williams. Por lo tanto la decisión fue tomada y Albon intentará conseguir llegar el domingo entre los puntos.

El Director del equipo y los dos pilotos dieron sus impresiones de la situación y a continuación transcribo lo dicho por cada uno de ellos:

Estamos muy decepcionados de que el daño sufrido en el chasis haya significado que tengamos que retirarlo del fin de semana. Es inaceptable en la Fórmula 1 actual no tener un chasis de repuesto, pero es un reflejo de lo atrasados ​​que estábamos en el período invernal y una ilustración de por qué necesitamos realizar cambios significativos para estar en una mejor posición para el futuro. Como resultado, hemos tenido que tomar algunas decisiones muy difíciles esta tarde. Si bien Logan no debería sufrir por un error que no cometió, cada carrera cuenta cuando el mediocampo está más apretado que nunca, por lo que tomamos la decisión basándonos en nuestro mejor potencial para sumar puntos este fin de semana. Esta decisión no se tomó a la ligera y no podemos agradecer lo suficiente a Logan por su elegante aceptación, demostrando su dedicación al equipo; es un verdadero jugador de equipo. Este será un fin de semana difícil para Williams y no nos volveremos a encontrar en esta situación.

James Volwes

Tengo que ser totalmente honesto y decir que ningún piloto querría ceder su asiento. Nunca querría que sucediera algo así. Logan siempre ha sido un profesional consumado y un jugador de equipo desde el primer día, y esto «No será fácil para él. En este punto, sin embargo, no puedo detenerme en la situación y mi único trabajo ahora es maximizar nuestro potencial este fin de semana y trabajar con todo el equipo para asegurarme de que hacemos el mejor trabajo posible.

Alex Albon

Este es el momento más difícil que puedo recordar en mi carrera y no es nada fácil. Sin embargo, estoy completamente aquí para el equipo y continuaré contribuyendo en todo lo que pueda este fin de semana para maximizar lo que podemos hacer.

Logan Sargeant

La actividad continúa esta noche, 22:30 (horarios del Río de la Plata) con la última práctica libre y a las 2 de la madrugada se llevará a cabo la sesión clasificatoria. En la noche entre el sábado y domingo, una hora pasada la medianoche se largará el Gran Premio de Australia 2024 con una duración de 58 giros o 120 minutos.